¡Hola! Sí, lo sé, has llegado hasta aquí porque, de una forma u otra, no has podido conseguir esa figura que anhelas y te sientes identificada ¿Cierto? Pues, no te sigas preocupando campeona, hoy sabrás la razón de que esto suceda.

Y créeme, no solo vas a poder mejorar esta situación que tanto te ha afectado, sino que además vas a poder conseguir mejores resultados de lo que tú misma esperas. Solo presta mucha atención a lo siguiente. Quédate hasta el final y comenta.  

Fuente: Fitt.nes.es

1. Deja de hacer ejercicios que aumenten los oblicuos del abdomen:

Si, lo sé, mi estimada lectora; los oblicuos son una zona muy linda que a toda mujer le encantaría desarrollar, pero desde ya te digo que no debes desesperar, pues si tú al principio lo que deseas es tener una cintura más reducida, debes evitarlo.

¿Pero por qué? Aunque no lo creas la razón es simple. Sabes que al trabajar tus músculos ellos van a crecer y, si tienes un trabajo muy potente en esta zona, antes bajarla se te verá más abultada. ¡Así que ojo con esto ganadora!

2. Ejercicios que agrandan el cuello y hombros: 

Vale, estos tipos de ejercicios, más que todo lo trabajan los caballeros; sin embargo, una que otra dama también lo hace. Si eres de este grupo de chicas, créeme que no es lo más recomendable para ti.

Y es que al trabajar este grupo muscular, corres el riesgo de perder feminidad al ya no tener un cuello frágil de cisne, aparte que será evidente notar tus espalda mucho más grande y robusta. Lo mejor es que te abstengas a ellos.

3. Ejercicios que aumentan las piernas: 

Okey, sé que todas las chicas lo primero que quieren aumentar y fortalecer son son piernas y glúteos, pero sabemos todos que el exceso tampoco es bueno, sobre todo si no quieres parecer una competidora de físico culturismo.

Con todo respeto, a mi me encanta una mujer con un buen marcaje de definición en sus piernas, pero que a la vez, la misma no termine perdiendo ese lado femenino que es tan hermoso y que distingue a las bellas damas.

Pero iré al punto, ejercicios cómo las sentadillas, extensión de cuadriceps en maquinas y ejercicios de contracción de los muslos con demasiado peso, perjudican mucho a tu silueta fina y femenina. Tu tarea es evitarlos y remplazarlos con menos peso.

Recuerda que, estos ejercicios no es que sean malos del todo, pero si lo que quieres es una silueta esbelta y espectacular, lo mejor es cambiarlos desde ahora. Todo dependerá de lo que quieras. ¡Ánimos y éxito! 

Gracias Por Visitarnos Si Te Gustó Compártelo Con Tu Familia Y Tus Amigos.

(YF)