¡Hola! ¿Te ha pasado alguna vez que una persona ha intentado humillarte y ponerte por los suelos? Si te ha pasado o incluso te está pasando ahora ¡No te preocupes!, hoy te he traído algunas armas para que sepas defenderte.

Solo debes prestar mucha atención a lo que ahora voy a mostrarte, y estoy seguro que vas a aprender a defenderte mejor en contra de cualquier insulto que te afecte. Toma nota. Quédate hasta el final y comenta.

Fuente: secretosdelavida.com

1. Aprende que esta persona busca llenar su vacío de poder:

¡Amigo!, puede que ya lo sepas, pero hay gente que realmente es agresiva sin sentido, estas personas van por la vida buscando la víctima perfecta que ellos puedan vencer.

¿Pero sabes algo? Si ahora mismo te has topado con uno de estos, no tienes porque temer, al contrario, párate firme ante sus abusos, y demuéstrale que tú estás a la altura. Es decir, no le comas guerra a quien viene a ofenderte.

2. Hazte respetar de manera natural:

Escúchame bien, tú y solo tú conoces los límites que tienes, así que no dejes que otros vengan a cruzarlos sin tu permiso. Si alguien lo intenta, demuéstrale de lo que estás hecho sin ningún tipo de temor y de frente. ¡Nadie tiene porque burlarse de ti!

3. Aprende a ignorar con elegancia sin tener que hablar:

Ok campeón, este es uno de mis más poderosos secretos, y créeme que si lo utilizas bien, vas a dejar a cualquier agresor idiota, petrificado en el acto. Cuando alguien te insulte o te falte al respeto simplemente tendrás que hacer un gesto.

Si, así como lo oyes, y ese gesto es tan sencillo como guiñarle el ojo. ¡Hazlo!, él no lo espera. Con esto derrumbarás su ataque por completo sin parecer inferior; al contrario, solo demostrarás que tú decides a quién le prestas atención y a quién no.

4. Pásatelo bien:

Si esa persona quiere tratarte mal y herirte ¡Que más da!, empieza a pasártela genial para que le duela más. Experimenta y disfruta dando respuesta de esta manera, a esa persona que quiere hacerte sentir inferior.

5. Si todo falla imponte con respeto:

Vamos a valorar la posibilidad de que nada de lo anterior funcione. Si este hipotético caso llegara a ocurrir, no temas al enfrentamiento. Debes demostrar tu autoridad siendo implacable como un león, así que no temas y enfréntate con fuerza.

¡Campeón!, te aseguro que tu vida va a cambiar a partir de estos consejos. Solo debes tener confianza en ti y saber que nada, ni nadie puede venir a ponerse en frente de ti a faltarte el respeto. ¡Imponte con fuerza!

Gracias Por Visitarnos Si Te Gustó Compártelo Con Tu Familia Y Tus Amigos.

(YF)