¿Quieres ser ese galán por el que todas las mujeres están dispuestas a hacer lo que sea? ¿Te encuentras listo para aprender cómo hacerlo? Si es así, entonces prepárate para conocer lo que desde hoy cambiará tu vida para siempre.

Y no, no estoy exagerando; los siguientes consejos querido amigo, van a transformarte definitivamente. Solo presta mucha atención y desde hoy empieza a comprobarlo por ti mismo. Quédate hasta el final y comenta.

1. Atrapa su atención de la manera correcta:

La mayoría de nosotros tendemos a ir a lo obvio, cuando conocemos a una mujer tendemos a elogiarla repetidas veces y le prometemos, si es preciso, la luna. Trata de cambiar este método y empieza a ser más creativo.

Si ya tienes su teléfono, no la llames para salir, llámala y dile que acabas de ver la película de la que hablaron o algo por el estilo. Luego de esto, te despides de ella rápidamente; solo así la dejarás pensando en ti y con ganas de verte de nuevo.

2. No hagas todo lo ella quiera:

Esto es algo que quiero que entiendas muy bien, nunca debes hacer todo lo que una mujer desea, tienes que tratar de romper su estructura un poco para que no se comporte como una reina caprichosa.

Si de verdad deseas que ellas te busquen, aprende a improvisar y no parezcas tan fácil de alcanzar. Créeme, sé de lo que te hablo, todas las mujeres tienen un espíritu competitivo y, por tanto, al no tenerte de forma sencilla, serás todo un reto.

3. Trata de entrar en su cabeza:

Como ya te mencione anteriormente, si las mujeres tienen todo fácil, pues automáticamente no les interesa. Si en cambio, tienen que luchar por conseguir ese algo, ¡les encanta!

Si por ejemplo conociste a una chica que te gustó y te propone que se vean, aunque te cueste, dile que no, que estás ocupado y tienes otro compromiso. De seguro ella se quedará pensando en el modo de verte otro día y atrapar tu atención.

4. No la persigas:

Este es el último punto, pero no por ello es el menos importante. Supongamos que conociste a una mujer interesante. El primer paso es no perseguirla, pedirle su número teléfonico y hablarle todo el tiempo.

No, nada de eso. Si la sigues viendo solo debes ser cortés, agradable, simpático y tratarla como si fuera una mujer más. Una vez lo hagas, verás como enciendes su llama interna por ti. ¡Compruebalo!

Gracias Por Visitarnos Si Te Gustó Compártelo Con Tu Familia Y Tus Amigos.

(YF)